0 Compartido 712 Visitas

El marketing de influencers o cómo promocionar mejor tu empresa en rede sociales

¿Aún no has incorporado el marketing de influencers en las estrategias de marketing de tu empresa? Lo que en un principio eran personas que simplemente subían videos a canales como Youtube a modo de hobby o diversión ha terminado para algunos como una forma de ganarse la vida. Sus seguidores se cuentan por miles y esto no ha pasado desapercibido para muchas empresas que se los rifan para utilizar sus servicios. Te contamos porque no debes desmerecer el marketing de influencers.

Una cosa está clara, en un contexto como el actual donde la competencia es cada vez más fuerte debes buscar otras acciones de marketing cara a seguir situando tu marca en la posición que se merece. O para alcanzar la posición que deseas. Y una de las actuales tendencias más en boga es echar mano del llamado marketing de influencers. Los influencers son personas o personajes de actualidad que ponen a merced de tu marca sus miles de seguidores para llegar rápidamente a tu público objetivo. Sus seguidores siguen a pies juntillas todo lo que dice y sobre todo consume su persona de referencia y por ende, tu producto tendrá todas las papeletas en llegar a ese mercado que tanto deseas.

Contratar a un influencer para tu marca es optar por personas de gran presencia y credibilidad en redes sociales y esto es lo que le interesa a tu marca. Antes de que el marketing de influencers estuviera tan de moda, las personas que generaban más corriente de opinión eran solo celebrities, futbolistas, modelos… no es que éstos no hayan dejado de ser una fuente de inspiración para millones de personas. Pero es que los influencers anónimos se han hecho un hueco entre éstos y se han convertido inclusive en personajes famosos. Imagina un influencer hablando sobre tu nuevo lanzamiento, ¡algo mucho más efectivo que una cara campaña de publicidad!

En la actualidad, el usuario final está aburrido de la publicidad estándar en anuncios de televisión o radio, busca algo diferente, impactante y entretenido. Si a esto le sumamos que el uso de las nuevas tecnologías y las redes sociales no deja de aumentar, tenemos la fórmula perfecta: el influencer. Por lo general son chicos generalmente jóvenes que se muestran de forma natural en vídeos y que cuentan su experiencia personal. Aunque ojo, antes de llevar a cabo una estrategia efectiva en marketing influencer debemos saber que existen dos prototipos.

Por un lado, está el influencer nativo digital que actúa de forma espontánea e inconsciente, recomendando una marca que le gusta (que puede ser la tuya). Y por otro el influencer celebrity online, una famoso en la vida real que ha trasladado su fama a la comunidad 3.0. Según diferentes estudios, más del 50% de hombres y mujeres afirman que alguna vez han tenido en cuenta las recomendaciones de personas populares en redes sociales para llevar a cabo sus compras. ¿Aún piensas que el marketing de influencers no es efectivo?

Recomendaciones para el marketing de influencers

A la hora de elegir un influencer debemos escoger aquel que mejor se adapte a nuestro producto. Por ejemplo, si vendemos productos de limpieza qué mejor que una ama de casa. O si vendemos ropa para chicas, una influencer joven que apasionada por la moda. Eso sí, debemos tener en cuenta que estos influencers también tienen detractores y por eso es recomendable elegir uno con la suficiente personalidad para defender nuestro producto de las críticas. Y en cualquier caso, la naturalidad es imprescindible.

El marketing de influencers nos ayudará a que más gente visite nuestra web. Y a más tráfico, mejor posicionamiento, mayor notoriedad de marca y mayores opciones para aumentar las ventas. Un influencer debe dar confianza, es mejor revisar los vídeos que ha subido por el momento y la calidad de los mismos antes de decantarse por uno u otro. La imagen de nuestra marca está en juego.

Es imprescindible elegir alguien con destreza comunicativa, es decir, habilidad para comunicar y socializar. El influencer debe mantener un contacto recíproco con la audiencia respondiendo a cualquier pregunta sobre nuestro producto y por ello debemos de informarle de forma efectiva. No se trata solo de mandarle nuestro producto, sino de informarle sobre todas las cuestiones que pudieran surgir.

Otras de las cuestiones a valorar (aunque no es esencial) es que el influencer, nuestro prescriptor, sea una persona con conocimientos sobre una materia concreta cara a lograr comunicar mejor. Y que éste cuide también la estética de sus vídeos.

Eso sí, a pesar de la gran popularidad de estos jóvenes que suben sus vídeos a la red, se ha confirmado que si un youtuber llega a asociarse con un número excesivo de marcas puede llegar a perder su valor. Ha habido muchas críticas contra los influencers al ser considerados personas que a través del “postureo” intentan convertirse en abanderados de alguna marca cuando en realidad muchos de ellos no tienen la suficiente fuerza o carisma para atraer al consumidor. En muchos casos se ve un ego desmesurado, creyéndose capaces de conseguir que cientos de personas tengan confianza ciega en ellos.

Sin embargo cada vez son más las empresas recurre a los influencers en sus campañas de marketing digital con el objetivo de lograr avances en sus ventas. ¿Y la tuya?

Deja un comentario

Tu dirección de e-mail no será publicada.

Más de esta categoría