Hackers, redes públicas y trabajo en cualquier lado, ¿conoces todos los riesgos?

En muchos trabajos es necesario que los empleados se desplacen y viajen para poder realizar su cometido. Sin embargo, también necesitan permanecer conectados para realizar tareas o asistir a reuniones. En muchas ocasiones necesitan usar un ordenador con acceso a la red para desarrollar tareas en alguno de sus desplazamientos.

Para tener acceso a internet se puede recurrir a redes públicas que se encuentran en cafeterías, bares, grandes superficies, aeropuertos y bibliotecas. En un primer momento puede parecer una buena solución que permite realizar el trabajo y que da libertad para desarrollar una labor profesional casi en cualquier parte. Pero es necesario tener en cuenta los peligros de seguridad que esto conlleva.

Uno de los principales riesgos de usar redes públicas es que son el escenario perfecto para que los hackers lleven a cabo sus actividades. Los mecanismos de seguridad de una red wifi no suelen ser muy estrictos y son aprovechadas por los ciberdelincuentes para realizar robo de datos. Esto lo consiguen mediante un ataque se suele llamar man in te middle.

El objetivo del hacker es posicionarse entre las redes públicas y el usuario para poder obtener toda la información. Para ello usa estrategias como usar un nombre de acceso a la red que puede crear confusión para que las personas conecten a ella. Este tipo de ataque son muy difíciles de detectar y pueden tener resultados bastantes peligrosos.

El hacker puede tener acceso a tus datos personales mientras usas la supuesta red pública que puede usar para suplantar tu identidad. Si se trata de información confidencial de tu empresa o negocio también puedes quedar en una situación de exposición bastante comprometida.

Las redes públicas son también los escenarios perfectos donde los hackers se dedican a difundir su malware. Puede ser una entrada para que tu ordenador se infecte con algún tipo de variedad de este software dañino. También es posible que sufras ataques de phishing con el objetivo de robar contraseñas y accesos de usuario. Por eso es recomendable no usarlas mientras se está usando una red pública.

Para usar redes públicas es necesario tomar medidas de seguridad

Aunque las redes públicas puedan parecer un lugar totalmente inseguro para trabajar debido a la actividad de los hackers, lo cierto es que tomando una serie de precauciones son muy útiles. Recuerda que mantener tu equipo totalmente actualizado con algún tipo de software de seguridad que te proteja frente a todo tipo de ataque. Los antivirus son fundamentales para poder conectarte con tranquilidad.

Usar el cifrado en la conexión (como por ejemplo el VPN) es la mejor manera para usar las redes públicas sin sufrir la acción perjudicial de los hackers. De esta manera conseguirás prevenirte ante el posible robo de información. También es importante prestar atención a elementos con el nombre de la red que te conectas. Si no coincide exactamente con lo publicitado en el establecimiento en el que te encuentras es mala señal.

También, durante la navegación web debes tener precaución. Si te salen ventanas emergentes pidiendo que hagas click en un enlace evítalo a toda costa. Si en algún momento te solicita algún tipo de registro verifica con algún empleado que es el proceso correcto. Por supuesto, desconecta las conexiones automáticas cuando exista una red pública abierta.

Los hackers suelen buscar víctimas que estén especialmente protegidas y las redes públicas son el escenario perfecto para encontrarlas. Así que, si no te queda más remedio que usarlas recuerda que tu equipo debe tener la configuración adecuada de seguridad y que no debes realizar malas prácticas cuando navegues por la web.

Deja un comentario

Abrir chat